jueves, 15 de septiembre de 2016

Mis Libros Leídos: "Los monstruos en Colombia sí existen. Asesinos en serie", de Esteban Cruz Niño.

Cruz Niño, Esteban (2013) Los monstruos en Colombia sí existen. Asesinos en serie. Edit. Grijalbo. Random House Mondadori, S. A. Barcelona, España.


El pasado viernes 09 de septiembre, terminé de leer mi noveno libro del año y sé que a estas alturas ya debería ir por el número 12 o 15, pero el tiempo no ha sido amigable en este sentido. Debo mencionar que no se trata de una de mis lecturas preferidas, pero sí es uno de los libros más interesantes que he leído hasta ahora. El título, lejos de ser llamativo, pone en evidencia una situación trágica, pero real: la existencia de monstruos en Colombia.

Asombrado por la fascinación que produce en la gente la manera cómo funciona la mente de los asesinos y con el ánimo de denunciar sus atroces acciones, el antropólogo Esteban Cruz Niño (1979), con quien he podido hablar un par de veces, se dio a la tarea de estudiar el fenómeno, centrándose en las condiciones psicopáticas de cinco de los peores asesinos seriales que ha visto el país. 

A lo largo del texto, que es bastante sencillo de leer, el autor realiza un rastreo de los episodios centrales de las vidas de estos personajes, intentando encontrar las razones de sus trastornos psicopáticos. Para ello, se vale de una serie de preguntas por las que se va moviendo, junto al lector, como si de una historia de ficción se tratara, una en la que debemos atrapar a cinco asesinos realmente peligrosos.
  1. ¿Cómo se define un asesino en serie? Es un ser humano que mantiene conductas antisociales y compulsivas, una persona sin moral que asesina sistemática y periódicamente. Un individuo que llena de dolor y causa un daño irreparable a la sociedad y que es casi imposible de resocializar. Algunos estudios controvertidos los dividen en organizados y desorganizados. Los primeros son los más peligrosos: planean con detenimiento sus crímenes, borran la evidencia y tienen un perfil detallado de sus víctimas. Los segundos atacan en medio de su locura y son capturados fácilmente, tienen ideas delirantes y problemas psiquiátricos.
  2. ¿Qué rasgos unen a este tipo de asesinos? Son personas que torturan y matan a otros en calidad de indefensión. Generalmente han sido víctimas de abuso en su infancia y muestran conductas agresivas desde sus primeros años, como torturar animales. La mayoría son locuaces y convincentes. Estafan y engañan a sus víctimas, tienen un récord criminal que incluye varios delitos, se ven inofensivos y amables.
  3. ¿Existe algún rasgo que identifique al asesino en serie colombiano? Son personas extraídas de la pobreza y la desigualdad social que azotan al país. Son viajeros incansables, guardan trofeos o fetiches de sus víctimas para recordar sus nefastas acciones. Muchos se identifican con el mal.
Ahora bien, al interior del libro, el lector podrá encontrar detalles sobre la forma de actuar de cinco de los criminales más peligrosos de la historia colombiana y podrá entender la manera cómo se gesta un monstruo. Personalmente, creo que la palabra “monstruo” se queda corta para describir lo que estas personalidades malignas hacen; cuando estaba leyendo me sentía triste, herido. Debo resaltar las magníficas facultades que tiene el autor para obrar como un buen narrador, pues no se limita a entregar una serie de datos, sino que los cuenta como si de una novela se tratara. Como lector, pude sentir el sufrimiento de las víctimas y experimenté una repulsión total ante las acciones de los asesinos, quienes, lamentablemente, nacieron en mi país.  

Éstos son esos cinco personajes, o como yo los llamo, “Los 5 canallas”:
  • Pedro Alonso López (el ‘monstruo de los Andes’): considerado por muchos criminólogos como el peor asesino en serie de la historia, violó y mató a más de 300 niñas; actualmente se encuentra libre.
  • Daniel Camargo Barbosa (el ‘sádico del Charquito’): asesinó a más de 150 mujeres en Colombia, Brasil y Ecuador. Escapó de la Isla Gorgona y hablaba perfectamente inglés y portugués.
  • Luis Alfredo Garavito Cubillos (Garavito): un personaje nefasto en la historia de Colombia, un peligro para la sociedad. Se cree que asesinó y violó a más de 200 niños.
  • Nepomuceno Matallana (el ‘doctor Mata’): un criminal que paralizó al país durante los años 40 del siglo XX. Se cree que asesinó y estafó a más de 20 personas; se hacía pasar por abogado y logró codearse con la aristocracia bogotana.
  • Manuel Octavio Bermúdez (el ‘monstruo de los cañaduzales’): fue capturado en el Valle del Cauca, a comienzos de este siglo, mientras vendía paletas en los parques infantiles. Asesinó a más de 20 niños y podría quedar en libertad en menos de 10 años.
Debo decir que no ha sido de mis lecturas preferidas, no porque no haya sido un buen libro, sino porque me sentía invadido de una tristeza infinita cada vez que leía un capítulo del texto, que además de contar lo que estos asesinos provocaron en la sociedad, lograba narrar la crueldad de la que somos capaces los seres humanos. Su autor, Esteban Cruz Niño, nos hace entender las fallas de nuestra sociedad, del sistema penal y de nosotros mismos, lo que de una u otra forma, provoca que los monstruos existan.

Recomiendo la lectura de este libro a todas las personas que piensan que el mundo no puede ser peor, a aquellos que se lamentan de lo injustas que son sus vidas, a quienes creen que son los más desgraciados. Pueden leer, deben leer, así entenderán cuán equivocados están. Por otro lado, a aquellos que, como yo, gustan de escuchar la radio nocturna de Colombia, seguramente este libro les parecerá interesante.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario